Reviews con sabor a pollo

Skyline (2010)

Skyline: La invasión

Skyline (2010)
Publicado en Review por - May 21, 2018
Ver Trailer

Algunas veces bebo mucho para olvidar el cruel mundo que me rodea, y otras veces pongo una película muy mala mientras estoy bebiendo para recordar que el mundo que me rodea no es tan cruel como para hacerme parte de la producción de esta basura. Skyline es una película sobre invasión extraterrestre, pero los protagonistas se pasan la mayor parte del tiempo trancados en un apartamento porque salir significa muerte segura.

La película empieza en medio de la noche cuando caen unas luces azules del cielo y aquellos que la ven, quedan hipnotizados como insectos que se dirigen a la lámpara que los va a matar. Oh, pero este es el presente, así que vamos innecesariamente a retroceder la historia unas 16 horas para que entiendas lo que pasó antes de la invasión y para introducir a los protagonistas. Bueno, pues es el cumpleaños del millonario Terry (Donald Faison) que no sé lo que hace, pero ha invitado a su amigo Jarrod (Eric Balfour) y a la novia de éste, Elaine (Scottie Thompson), a que se pasen un fin de semana con todos los gastos pagos en su apartamento. Yo tampoco sé lo que hacen Jarrod ni Elaine, pero no están en la misma situación económica que Terry y su novia Candice (Brittany Daniel).

Luego de medio día de parranda y una noche de bebida en el apartamento de Terry, es hora de dormir, y las dos parejas duermen en habitaciones mientras que dos más duermen donde encuentren en la sala. Ahí es cuando empiezan las luces a caer, y donde empieza la película, porque seguir linealmente la trama es para novatos. El caso es que hay naves extraterrestres que vienen a raptar a los humanos como si se tratara del fin del mundo. ¿Qué pueden hacer los sobrevivientes para defenderse? Absolutamente nada. ¿Hacia dónde pueden ir para estar a salvo? A ningún lugar. ¿Entonces por qué razón estás viendo esto? Porque odias al mundo.

Los extraterrestres tienen pulpos voladores, robots gigantes y naves aún más grandes, así que no importa lo que hagan los protagonistas, tienen todas las de morir. Al grupo de sobrevivientes se une el seguridad del edificio, Oliver (David Zayas), cuya única idea para sobrevivir es esconderse en el apartamento más alto del edificio, casualmente en el que vive Terry. Uno en el segundo piso hubiese sido mejor opción, pero es que les gusta estar a la misma altura de los pulpos voladores. Así la película se trata de quedarse encerrado intentando averiguar lo que está pasando afuera hasta que los extraterrestres vengan a tocar puerta por puerta preguntando si conoces las enseñanzas del Sr. Xenu.

No hay nada de malo en esto, sólo el simple hecho de que Skyline es una película aburrida. Los protagonistas son aburridos, y cuando los empiezan a matar no es que me importe. Los extraterrestres vienen a romper cabezas como si se tratara de romper huevos y así extraen los cerebros de la gente. A ninguno de los que está en el apartamento de Terry le toca ese destino porque el contrato dice que no van a morir de manera humillante. Sin embargo, para todo lo que he acabado con esta película, puedo decir que los efectos especiales del 2010 son suficientemente creíbles.

Para concluir, no es porque haya tomado mucho que no voy a acordarme nada de Skyline, es porque los protagonistas no hacen nada mientras esperan que que los vayan a matar. Donald Faison tiene que estar picando donde encuentre para pagar sus facturas después de que cancelaran definitivamente a Scrubs. Para una película de extraterrestres en la que los protagonistas no hacen nada pero la narración es mucho más interesante, consultar a Cloverfield (2008).

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *