Reviews con sabor a pollo

El que mucho abarca… (2014)

El que mucho abarca… (2014)
Publicado en Review por - Aug 14, 2014
Ver Trailer

¿Qué estoy haciendo con mi vida? Empecé a escribir sobre películas porque me gustan, y porque, como todo el mundo, tengo una opinión acerca de qué me agradó y desagradó. No me considero crítico de cine ni experto en la materia, sino un pobre “escribidor” que le gusta lo que hace y no recibe dinero a cambio. Es por esto que a veces me incomodo con las películas que hacen perder mi tiempo y mi dinero con idioteces del calibre de El que mucho abarca… LO CUAL ME PONE DE MUY MAL HUMOR.

Antes de que desate mi ira sobre la humanidad y empiece a cortar cabezas, voy a hablar de lo bueno que tiene la película. Hay un cuadro de Audrey Hepburn en blanco y negro en una de las habitaciones. HORA DE DESATAR MI IRA, MORTALES.

La fotografía es corriente, no hay nada espectacular por lo que puede decirse que es suficiente para sobrevivir la hora y media que tiene de duración El que mucho abarca (no perderé tiempo poniendo los puntos suspensivos). Cuando ruedan los créditos del principio, nos muestran a la ciudad de Santo Domingo desde el aire, y si no cortaran de atrás pa’lante entre las dos únicas tomas aéreas, no me desagradaría. ¿Cuántas veces tengo que ver el techo del supermercado Bravo? Entonces también hay tomas aéreas nocturnas, y se ven horribles. HORRIBLES.

La película empieza con un tal Ricardo (Carlos Sánchez) quejándose de su vida perfecta. Tiene un trabajo bien remunerado, maneja un Mustang, vive en una casa propia con una maldita piscina (no en un apartamento miniatura y alquilado), pero tiene una novia que sólo existe para llevarla a cenar al mismo restaurante al menos una vez a la semana. Por supuesto que no es suficiente, la relación con su novia no marcha tan bien que digamos, su arrogancia hace que se considere superior al baboso mujeriego “alfa”, y a cualquier perdedor que se deja dominar de su mujer. Claro, porque de alguna manera no vamos a ver rasgos de hipocresía en el futuro, ¿verdad? Hablando en serio, el noviazgo entre Ricardo y Valentina (Luz García) debe ser la vaina más aburrida que he visto desde Padmé Amidala y Anakin Skywalker. DE HECHO, LA SUPERA CON CRECES.

Un día cualquiera, el mejor amigo de Ricardo, René (Bolívar Valera), le dice que hay una nueva “mamasota” en el departamento de compras, y que para mejorar su relación con Valentina, debería de pegarle los cuernos con esta mujer (o distribuir su amor). Y este pana es su mejor amigo. Cierto. Cierto. ¿Cierto? Cuando presentan a Dalila (Georgina Duluc) por primera vez, cambian la música de fondo y la ponen como si estuviera modelando ropa y sus atributos físicos. Entiendo que están “abrazando el concepto”, o sea, me están diciendo que esto se ve intencionalmente ridículo porque esto es supuestamente una comedia. Respeto eso. No me gustó para nada, pero lo respeto.

Entonces Dalila le pone fácil a Ricardo el camino a la infidelidad con su telaraña de tentaciones. ¿En serio? Y el muy pendejo cae por ello. ¿En serio? Y su mejor amigo lo incita a caer en ello. ¿En serio? Ricardo no tiene amigos porque un amigo le hubiera aconsejado “Aléjate de esa mujer. Está loca. Te hará sufrir. ¿Desde cuándo una mujer le pone las cosas tan fácil a un hombre si no quisiera algo a cambio? Te va a pelar. Es un súcubo.” Y así se arma un “triángulo” amoroso entre los tres “protagonistas”, y Ricardo se convierte en un baboso que escupe mentiras, y se deja dominar de Dalila porque disfruta de una relación abusiva. ¿Es porque estoy tan viejo y amargado que no tolero estas patrañas de la sociedad? Por algo me divorcié de una loca que me quiere matar.

Escribir y hacer comedia es muy difícil, y no hay una fórmula universal para hacer reír a la gente. He dicho muchas veces que mi cerebro está frito por ver tantas comedias vulgares, por lo que no es tan sencillo reírme del humor criollo. Dicho esto, no me reí ni una sola vez. Todo me supo a cliché de principio a fin. El único que me pareció remotamente entretenido fue Bolívar Valera. Si cambiaran a todos los actores del reparto por marionetas al estilo Muppets, y a las dos actrices por dos chuletas con ojos, posiblemente me lo hubiese encontrado entretenido. La amiga de Valentina, la psicóloga Carla (Denise Quiñones), es una incompetente que lo único que hace es sembrar la idea de que Ricardo le está siendo infiel, porque no es capaz de decirle que la relación va como avión en picada. DESEARÍA QUE ALGUIEN LE PEGARA EN LA CARA CON UNA CHANCLETA PARA QUE DEJARA DE HABLAR VAINAS SIN SENTIDO, ASÍ QUIZÁS HABRÍA ALGO QUE ME HICIERA REÍR.

Entonces, ¿cuántos años de noviazgo es que tienen Ricardo y Valentina? Yo hubiera pensado que eran par de semanas, y que ambos viven en las casas de sus padres, por lo que no tienen libertad de vivir juntos ni compartir las llaves de las puertas de sus casas. Casi al final es que nos dicen que son cinco años. Espera un momento…

 

 

… un momento…

 

 

¡¿TÚ ME ESTÁS JODIENDO?! ESTE ES EL MOMENTO EN QUE LE DESEO AL GUIONISTA QUE SE AHOGUE EN UN CHARCO DE SU PROPIA DIARREA MIENTRAS UN CAMELLO LE VOMITA EN LA CABEZA. ¿CÓMO DIABLOS A ALGUIEN SE LE OCURRE ESCRIBIR UN LIBRETO EN EL QUE SE LE ACUSA AL PROTAGONISTA DE SER HOMOSEXUAL LUEGO DE CINCO AÑOS DE NOVIAZGO? DEBE SER PORQUE PASAN TAN POCO TIEMPO JUNTOS Y NO EXPRESAN NADA DE CARIÑO QUE PROBABLEMENTE DURANTE ESOS CINCO AÑOS ÉL NO LA HAYA TOCADO. ¡CINCO AÑOS! ¡CINCO MALDITOS AÑOS! ¡AMBOS TIENEN CASAS PROPIAS! ¡NINGUNO PASA LA NOCHE EN CASA DEL OTRO! LO PEOR ES QUE CUANDO LE CELEBRAN EL CUMPLEAÑOS A RENÉ, RICARDO EN NINGÚN MOMENTO LE BRINDA ATENCIÓN A ESA QUE DICE SER SU NOVIA. CON RAZÓN SU VIDA AMOROSA ES TAN INSÍPIDA, NINGUNO DE LOS DOS ESTÁ INTENTANDO MANTENER LA RELACIÓN. RICARDO DEBERÍA DE GASTAR TODO SU DINERO EN PROSTITUTAS Y ESCOLTAS, Y OLVIDARSE COMPLETAMENTE DE VALENTINA Y DE DALILA.

Para concluir, El que mucho abarca  es terrible. Al diablo con esta vaina.

One thought on “El que mucho abarca… (2014)