Reviews con sabor a pollo

Sausage Party (2016)

Fiesta de salchichas

Sausage Party (2016)
Publicado en Review por - Aug 16, 2016
Ver Trailer

Si Seth Rogen tuviera la oportunidad de hacer una película animada, ¿qué crees que pasaría? Además de incluir todo su humor vulgar y retorcido, también puede salirse con la suya incluyendo chistes racistas y con carácter religioso. Esto es lo que traen con Sausage Party o “Fiesta de salchichas”, un título para nada inocente y que sólo por el hecho de ser animada se pueden salir con la suya. Sólo apta para gente que tiene el cerebro frito y encuentra graciosa películas como This Is the End (2013) o Neighbors (2014).

Los alimentos en el supermercado tienen vida y no saben lo que les espera una vez salen por la puerta hacia “el gran más allá”, el lugar donde supuestamente encontrarán la felicidad por haber sido elegidos por los “dioses”, por lo que cantan todas las mañanas con la esperanza de que este será el día en que serán agraciados. Esta es la historia de Frank (Seth Rogen), una salchicha, y Brenda (Kristen Wiig), un pan, mientras están en sus empaques esperando a que uno de los dioses los elija para celebrar el Día de la Independencia.

Realmente no tengo que hablar de más nada, pues si los alimentos tienen vida, es obvio que los dioses van a matarlos sin remordimiento. Esto lleva a uno preguntarse lo que es la conciencia y de dónde viene, pues los alimentos tuvieron que haber venido de algún lugar, y desde su fabricación hasta su llegada al supermercado debe haber una conciencia, o sería algo que adquieren al momento de estar a la venta. Me estoy yendo muy lejos. Los trailers nos hacen creer una cosa, pero el 95% de la película se desarrolla en el supermercado.

Sausage Party incluye un humor satírico orientado al tema de la religión, como es por ejemplo, que Frank es una especia de ateo que cuestiona las creencias ancestrales de los alimentos del supermercado, mientras que Kareem Abdul Lavash (David Krumholtz) y Sammy Bagel Jr. (Edward Norton) representan ambos lados de la Franja de Gaza. Si esto ofende a alguien, pues bien, porque están haciendo un buen trabajo. Y esto es sólo el principio porque el humor sólo puede ser más absurdo y ofensivo, lo cual incluye chistes raciales, sexuales, homosexuales, y juegos de palabras que son difíciles de traducir.

Para concluir, Sausage Party es una película a la que no quieres llevar a tus hijos menores de edad a verla sólo porque se trata de unas salchichas animadas que–precisamente porque se trata de salchichas animadas, si sabes lo que me refiero–son muy malapalabrosas. La animación es tan buena que uno podría decir que se trata de una película de “Dixar”, una parodia de Pixar. Oh, y dicho sea de paso, yo como que no quiero saber de hot dogs después de esta película.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *